Frases de la vida psicologia

Frases botinas de amor, amistad, vida, inspiradoras, motivadoras

Frases célebres de Thomas C. Wolfe

La más segura cura para la vanidad es la soledad La más segura cura para la vanidad es la soledad. La soledad es y siempre ha sido la experiencia central e inevitable de todo hombre. La tarea del escritor consiste en mostrar como el contexto social influye en la psicología personal.

Frases célebres de Jorge Luis Borges

Al cabo de los años he observado que la belleza, como la felicidad, es frecuente. No pasa un día en que no estemos, un instante, en el paraíso. Antes las distancias eran mayores porque el espacio se mide por el tiempo. Biografías: Son el ejercicio de la minucia, un absurdo. Algunas constan exclusivamente de cambios de domicilio. Como ser humano soy una especie de antología de contradicciones, de gaffes, de errores, pero tengo sentido ético. Esto no quiere decir que yo obre mejor que otros, sino...

Frases célebres de Carl Jung

A través del orgullo nos engañamos a nosotros mismos. Antes de querer cambiar al niño, tendríamos que querer cambiar nosotros. Aprendan todo cuanto puedan acerca del simbolismo, luego, olviden todo cuando estén analizando un sueño. Aún una vida feliz no es factible sin una medida de oscuridad, y la palabra felicidad perdería su sentido si no estuviera balanceada con la tristeza. Es mucho mejor tomar las cosas como vienen, con paciencia y ecuanimidad. Cuando el amor es la normas, no hay voluntad...

Frases célebres de Bertrand Russell

Aristóteles manifestaba que las mujeres tenían menos dientes que los hombres, aunque se casó dos veces, nunca se le ocurrió comprobar esta afirmación examinando la dentadura de sus esposas. Aun cuando los expertos coincidan, pueden muy bien estar equivocados El conocimiento de hechos curiosos no sólo hace menos desagradables las cosas desagradables, sino que hace más agradables las cosas agradables. El hombre feliz es el que vive objetivamente, el que es libre en sus afectos y tiene amplios intereses...

Frases de la vida