Frases de la vida pereza

Frases botinas de amor, amistad, vida, inspiradoras, motivadoras

Frases célebres de William Shakespeare

Algunas caídas son el medio para levantarse a situaciones más felices Allí donde el agua alcanza su mayor profundidad, se mantiene más en calma Asume una virtud si no la tienes Comprarla a cambio de demasiadas preocupaciones es perder la vida Cualquiera puede dominar un sufrimiento, excepto el que lo siente. Duda que sean fuego las estrellas, duda que el sol se mueva, duda que la verdad sea mentira, pero no dudes jamás de que te amo. El amor de los jóvenes en verdad no está en su corazón, ...
By

Frases célebres de Victor Hugo

A las mujeres les gusta sobre todo salvar a quien las pierde. A nadie le faltan fuerzas, lo que a muchísimos les falta es voluntad. Abrid escuelas para cerrar prisiones Atreveos: el progreso solamente se logra así. Ciertos pensamientos son plegarias. Hay momentos en que, sea cual fuere la actividad del cuerpo, el alma está de rodillas. Cuando el amor es feliz lleva al alma a la dulzura y a la bondad. Cuando el niño destroza su juguete, parece que anda buscándole el alma. Cuanto más pequeño...
By

Frases célebres de Samuel Johnson

Casarse por segunda vez es el triunfo de la esperanza sobre la experiencia. Casi todo lo absurdo de nuestra conducta es resultado de imitar a aquellos a los que no podemos parecernos. El autor que ha alcanzado fama, corre el riesgo de verla disminuir, tanto si sigue escribiendo como si deja de hacerlo. El éxito en la vida consiste en seguir siempre adelante. El lenguaje es el vestido de los pensamientos. En el idioma está el árbol genealógico de una nación En la mayoría de los hombres, las...
By

Frases célebres de Samuel Beckett

Da igual. Prueba otra vez. Fracasa otra vez. Fracasa mejor. Los moralistas son personas que se rascan allí donde a otros les pica No existe pasión más poderosa que la pasión de la pereza. Nuestro tiempo es tan excitante que a las personas sólo puede chocarnos el aburrimiento. Todos nacemos locos. Algunos continúan así siempre.
By

Frases célebres de Refrán

A ayer lo conocí, pero a mañana nunca vi.
A ave de paso, cañazo.
A barco nuevo, capitán viejo.
A bien obrar bien pagar.
A boda ni bautizo no vayas sin ser llamado.
A borracho o mujeriego, no des a guardar dinero.
A buen adquiridor, buen expendedor.
A buen amigo buen abrigo.
A buen bocado, buen grito.
A buen capellán, mejor sacristán.
A los enemigos, bárreles el camino.
A los quince, los que quise, a los veinte, con el que diga la gente, a los treinta, el primero que se presenta.
A maestro de espada, aprendiz de pistola.
A manos frías, corazón ardiente.
A más no poder, acuéstome con mi mujer.
A misa, no se va con prisa.
A mucho amor, mucho perdón.
A mujer bonita o rica, todo el mundo la critica.
A nadie le amarga un dulce, aunque tenga otro en la boca.
A ninguno le da pena, comer cosita buena.
A buen entendedor, pocas palabras bastan.
A buen hambre, no hay pan duro.
A buen sueño no hay mala cama.
A buen viento, mucha vela pero poca tela.
A buena mujer, poco freno basta.
A buey viejo pasto tierno.
A burlas, burlas agudas.
A caballero nuevo, caballo viejo.
A caballo ajeno, espuelas propias.
A caballo de alquiler: mucha carga y mal comer.
A caballo grande, grandes espuelas.
A caballo que se empaca, darle estaca.
A caballo regalado no se le miran los dientes.
A cada cerdo le llega su San Martín.
A cada día su pesar y su esperanza.
A cada pajarillo le gusta su nidillo.
A cada puerco le llega su sábado.
A cada santo, le llega su hora.
A camas honradas, no hay puertas cerradas.
A camino largo, paso corto.
A carne de lobo diente de perro.
A cartas, cartas, y a palabras, palabras.
A casa del amigo rico, irás siendo requerido, y a casa del necesitado, iras sin ser llamado.
A casa vieja puertas nuevas.
A causa perdida, mucha palabrería.
A cautela, cautela y media.
A cena de vino, desayuno de agua.
A consejo malo, campana de palo.
A cordero extraño, no agasajes en tu rebaño.
A cualquier dolencia, es remedio la paciencia.
A cualquier dolor, paciencia es lo mejor.
A dádivas, no hay acero que resista.
A dineros dados, brazos quebrados.
A dios rogando y con el mazo dando.
A dios se dejan las cosas, cuando remedio no tienen.
A donde el corazón se inclina, el pie camina.
A donde entra mucho vino todos los vicios hacen camino.
A donde irá el buey que no are, sino al matadero?.
A enemigo que huye, puente de plata
A enfermo, niño o anciano, hay que tenderles la mano.
A espaldas vueltas, memorias muertas.
A falta de caballos, que troten los asnos.
A falta de pan buenas son tortas.
A fuerza de villano, hierro en mano.
A gran cabeza, gran talento, si es que lo tiene dentro.
A gran pecado, gran misericordia.
A gran salto, gran quebranto.
A gran subida, gran caída.
A grandes males, grandes remedios.
A hombre de dos caras, rayo que lo parta.
A honra demasiada, interés hay encubierto.
A hoy, lo veo, en mañana, poco creo.
A jugar y perder, pagar y callar.
A juventud ociosa, vejez trabajosa.
A la carne vino, y si es jamón, con más razón.
A la fortuna, por los cuernos.
A la fuerza no es cariño.
A la hora de la quema, se verá el humo.
A la larga el galgo a la liebre mata.
A la luz de la candela, toda rústica parece bella.
A la mar madera y a la tierra huesos.
A la mujer honrada, su propia estima le basta.
A la ocasión la pintan calva.
A la pereza persigue la pobreza.
A la sombra de los buenos, viven los malos.
A la sombra del favor, crecen vicios.
A la tercera, va la vencida.
A la vejez se apoca el dormir, y se aumenta el gruñir.
A la vejez y a la juventud, espera el ataúd.
A la vejez, viruelas.
A largos días, largos trabajos.
A las mujeres y a los charcos no hay que andarles con rodeos.
A las penas y al catarro, hay que darles con el jarro.
A lo hecho, pecho.
A lo lejos mirar y en casa quedar.
A lo que no puedas, no te atrevas.
A lo que no puede ser, paciencia.
A lo que no tiene remedio, oídos sordos.
A los buenos, dios se los lleva, y a los malos aquí se quedan.
A los curas caso omiso, y para mí un buen piso.
By

Frases célebres de Quintiliano

A eso que algunos llaman libertad, otros llaman licencia Del maldiciente al malhechor sólo media la ocasión Ese débil método de educación al que solemos llamar indulgencia, destruye toda la fuerza del alma y del cuerpo Excusamos nuestra pereza, so pretexto de la dificultad La conciencia vale por mil testigos
By

Proverbios Alemanes

Aún el león se defiende de las moscas. Crece donde has sido plantado. Empieza a tejer, y dios te dará el hilo. Cuando dios da pan duro, da dientes fuertes. Cuando el jefe manda bien, huelgan las preguntas. Cuando la desgracia se asoma a la ventana, los amigos no se acercan a mirar. Dios ayuda al marinero en la tempestad, pero el marinero debe estar al timón. El aburrimiento es consecuencia de la pereza. El enamorado es el camarada del alma. El que se rompe los dientes con la cáscara raramente...
By

Frases célebres de Miguel De Cervantes Saavedra

Adonde interviene el favor y las dádivas, se allanan los riscos y se deshacen las dificultades. Al bien hacer jamás le falta premio. Al poseedor de las riquezas no le hace dichoso el tenerlas, sino el gastarlas, y no el gastarlas como quiera, sino el saberlas gastar. Al que mal vive, el miedo le sigue. Alguno se estima atrevido, cuando con otros se compara. Algunos creo que hubo tan discretos que no acertaron a compararse sino a sí mismos. Amistades que son ciertas nadie las puede turbar. ...
By

Frases célebres de Miguel de Cervantes

Al bien hacer jamás le falta premio Al enemigo que huye, la puente de plata Ayer lloraba el que hoy ríe, y hoy llora el que ayer rió Cuando la cólera sale de madre, no tiene la lengua padre, ayo ni freno que la corrija Dádivas quebrantan peñas De las miserias suele ser alivio una compañía Donde reina la envidia no puede vivir la virtud ni donde hay escasez de liberalidad El pobre honrado, si es que puede ser honrado el pobre... El que vea la mota en el ojo ajeno vea la viga en el suyo El...
By

Frases célebres de Jules Renard

A la sombra de un hombre célebre hay siempre una mujer que sufre. A menos que haya complicaciones, está a punto de morir. Comer bien, dormir bien, ir donde se desea, permanecer donde interese, no quejarse nunca y, sobre todo, huir como de la peste de los principales monumentos de la ciudad. Cuando se es feliz, queda mucho por hacer: consolar a los demás. De nada sirve morir. Hay que hacerlo a tiempo. De vez en cuando di la verdad para que te crean cuando mientes. Desconozco si Dios existe, ...
By

Frases célebres de Juan Montalvo

Pueblo en donde la libertad es efecto de las leyes y las leyes son sagradas, por fuerza es un pueblo libre Para la codicia nada es sagrada. Si el Ave Fénix cayerá en sus manos, se la comiera o la vendiera. Las obras donde entran Dios y la religión serán siempre superiores a las que versan puramente sobre cosas humanas. Economía no es avaricia, antes bien, es virtud el guardar para los tiempos calamitosos, aun cuando no sea sino en consideración a las herederos. Quien bien quiere bien obedece...
By

Frases célebres de Jaime Luciano Balmes

Me convencí de que dudar de todo es carecer de lo más preciso de la razón humana, que es el sentido común. No es muy dificil atacar las opiniones ajenas, pero sí el sustentar las propias: porque la razón humana es tan débil para edificar, como formidable ariete para destruir. Hasta los sentimientos buenos, si se exaltan en demasía, son capaces de conducirnos a errores deplorables. Un hombre con pereza es un reloj sin cuerda. Voluntad firme no es lo mismo que voluntad enérgica y mucho menos que...
By

Frases célebres de François De La Rochefoucauld

A los viejos les gusta dar buenos consejos, para consolarse de no poder dar malos ejemplos. A menudo se hace ostentación de las pasiones, aunque sean las más criminales, pero la envidia es una pasión cobarde y vergonzosa, que nadie se atreve nunca a admitir. Al orgullo no le gusta deber, y al amor propio no le gusta pagar. Amamos siempre a los que nos admiran, pero no siempre a los que admiramos. Aquellos a quienes se condena al suplicio manifiestan a veces una fortaleza y un desprecio a la ...
By

Frases célebres de Benjamin Franklin

Al jugar al ajedrez entonces, podemos aprender: Primero, previsión... Segundo, prudencia... Tercero, cautela... Y al final, aprendemos del ajedrez el hábito de no ser desanimados por apariencias malas presentes en el estado de nuestros asuntos, el hábito de la esperanza por una oportunidad favorable y la perseveración de los secretos de los recursos. Aquellos que cederían la libertad esencial para adquirir una pequeña seguridad temporal, no merecen ni libertad ni seguridad. Bastante, significa...
By

Frases célebres de Anne Frank

La pereza puede parecer atractiva, pero el trabajo da satisfacción Las personas libres jamás podrán concebir lo que los libros significan para quienes vivimos encerrados Llegará el día en que termine esta horrible guerra y volveremos a ser personas como los demás, y no solamente judíos Tuve la suerte de ser arrojada bruscamente a la realidad Una persona puede sentirse sola, aún cuando mucha gente la quiera
By