Frases de la vida equivocarse

Frases botinas de amor, amistad, vida, inspiradoras, motivadoras

Frases célebres de Thomas Middleton

Cuando sólo habla el amor, la verdad no siempre está ahí En la elección de esposa, como en un plan guerrero, equivocarse una sola vez significa la derrota irreparable La justicia puede adormecerse un poco, pero al final ve claro La verdad no necesita el oropel de la retórica Una de las ventajas de ser desordenado es que uno está continuamente haciendo nuevos y excitantes descubrimientos.

Frases célebres de Martin Heidegger

La angustia es la disposición fundamental que nos coloca ante la nada. Muy pronto la televisión, para ejercer su influencia soberana, recorrerá en todos los sentidos toda la maquinaria y todo el bullicio de las relaciones humanas. Ninguna época ha sabido tantas y tan diversas cosas del hombre como la nuestra. Pero en verdad, nunca se ha sabido menos qué es el hombre. Quien piensa a lo grande tiene que equivocarse a lo grande. Sólo hay mundo donde hay lenguaje.

Frases célebres de Marco Tulio Cicerón

A pesar de que ya soy mayor, sigo aprendiendo de mis discípulos. Cuando los tambores hablan, las leyes callan. Cuando mejor es uno, tanto más difícilmente llega a sospechar de la maldad de los otros. Cuanto más altos estamos, más debemos bajarnos hacia nuestros inferiores. De hombres es equivocarse, de locos persistir en el error. Difícil es decir cuánto concilia los ánimos humanos la cortesía y la afabilidad al hablar. Donde quiera que se esté bien, allí está la patria. El amor es el deseo...

Frases célebres de Hermann Keyserling

Generalizar siempre es equivocarse. La multitud por sí sola nunca llega a nada si no tiene un líder que la guíe. Muy pocos grandes hombres proceden de un ambiente fácil. Ninguna prueba, ninguna rectificación ni desmentido puede anular el efecto de una publicidad bien hecha. No puede conseguirse ningún progreso verdadero con el ideal de facilitar las cosas.

Frases célebres de Gotthold E. Lessing

Ayer amaba, hoy sufro y mañana muero. Sin embargo, gustosamente pienso hoy y mañana en el ayer El que sabe mucho tiene mucho de que preocuparse La palabra casualidad es una blasfemia, nada bajo el Sol sucede por casualidad Más de uno se equivocó por miedo a equivocarse Se sienten menos necesidades cuanto más se sienten las ajenas

Frases célebres de Federico Nietzsche

No me caigo bien a mí mismo, dijo alguien para explicar su propensión a la sociedad. El estómago de la sociedad es más sólido que el mío, me aguanta. Sé al menos mi enemigo: así habla el verdadero respeto que no se atreve a implorar amistad. (...) el filósofo tiene hoy el deber de desconfiar, de mirar maliciosamente de reojo desde todos los abismos de la sospecha. (...) las intenciones morales (o inmorales) han constituido en toda filosofia el auténtico germen vital del que ha brotado siempre...

Frases célebres de Aristóteles

A fuerza de construir bien, se llega a buen arquitecto. Adquirir desde jóvenes tales o cuales hábitos no tiene poca importancia: tiene una importancia absoluta. Algunos creen que para ser amigos basta con querer, como si para estar sano bastara con desear la salud. Aprendemos, o por inducción o por demostración. La demostración parte de lo universal, la inducción de lo particular. Así como los ojos de los murciélagos se ofuscan a la luz del día, de la misma manera a la inteligencia de nuestra...

Frases célebres de Alexander Pope

Algunas personas nunca aprenden nada, porque todo lo comprenden demasiado pronto. Bienaventurado el que nada espera, porque nunca sufrirá desengaños El que dice una mentira no sabe qué tarea ha asumido, porque estará obligado a inventar veinte más para sostener la certeza de esta primera. Equivocarse es humano y perdonar es divino. Ocurre con la gente de mente pequeña lo mismo que con las botellas de cuello estrecho. Cuanto menos contiene, más ruido hacen al vaciarlas. Puedes decir de aquellos...

Frases célebres de Albert Camus

A pesar de las ilusiones racionalistas, e incluso marxistas, toda la historia del mundo es la historia de la libertad. Al principio de las catástrofes, y cuando han terminado, se hace siempre algo de retórica. Algún día habrá de caer la estúpida frontera que separa nuestros dos territorios (Francia e Italia) que, junto con España, forman una nación. Algunas veces pienso en lo que los historiadores del futuro dirán de nosotros. Una sola frase será suficiente para definir al hombre moderno: fornicaba...

Frases de la vida